lunes, junio 12, 2006

Diario de un Mundial (III)

Tercer dia de Mundial sin mucho fútbol que llevarse a la boca. Debutaban otros dos favoritos, Holanda y Portugal, que saldaron sus respectivos encuentros por la mínima.
Holanda jugaba ante Serbia en el partido de la jornada que a la postre dejó mucho que desear. Los de Van Basten jugaron con demasiadas precauciones, reservando fuerzas bajo un tórrido sol en la sobremesa del domingo y con mucho respeto ante el cuadro serbio y dieron por válido el solitario gol en el minuto 18 de Robben, sin duda el mejor del partido. Poco a remarcar en cuanto a ocasiones de peligro de dos equipos que especularon demasiado y tuvieron poca presencia en ataque. Muy buena actuación de Sneijder, que imprimió velocidad al juego y sirvió de complemento perfecto de Robben en el ataque orange en el que Van Nistelrooy estuvo muy apagado y fue substituido por Kuijt entrado el segundo tiempo. Koroman fue el mejor por parte del cuadro “plavi” con Milosevic y Kezman muy grises en punta. Mal debut de un equipo que cumplió el “trámite” de vencer al teórico peor equipo del grupo y que deberá mejorar mucho en su juego si quiere seguir con la vitola de alternativa a la selección brasileña en la lucha por el Mundial.
Portugal no hizo mucho más que Holanda para derrotar a Angola en el partido de debut de los lusos. Un temprano gol de Pauleta en el minuto 4 tras una excelente jugada de Figo sirvió para finiquitar un partido que se le complicó innecesariamente en el segundo tiempo, con un equipo africano que se fue creciendo y tuvo ocasiones de empatar, de no ser por el escaso nivel que atesoran sus jugadores. Lo mejor los primeros 30 minutos de los de Scolari en los que Portugal jugó con mucho ritmo y velocidad y mareó a la defensa angoleña, con Simao y Cristiano Ronaldo llevando mucho peligro en sus botas entrando por las alas. Luis Figo fué el mejor del encuentro y se erigió como canalizador del juego del equipo granate ante la falta de recursos en la medular con Deco en el banquillo. Mucho deberá corregir Luiz Felipe Scolari la actitud de sus hombres mostrada en el segundo tiempo si no quiere verse sorprendido en alguno de los dos encuentros que le restan en el grupo D.
México e Irán protagonizaron el encuentro con más goles de la jornada. Los mexicanos hicieron un buen partido y merecieron la victoria al protagonizar el grueso de las acciones de peligro, redondeada por Omar Bravo que se ha ubicado como máximo goleador del campeonato (igualado con Klose y Wanchope) gracias a sus dos goles. El juego de estrategia cobró vital importancia y los norteamericanos desequilibraron con la velocidad y verticalidad en sus acciones ofensivas. El de ayer abre muchas dudas acerca del hipotético favoritismo de Portugal al frente del grupo en el que México presenta credenciales para arrebatar dicho liderato al término de la primera fase de este Mundial.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home