miércoles, abril 04, 2007

El protagonista : Daniel Van Buyten

Los centrales del Bayern se están especializando en "sacar las castañas del fuego" a su equipo. Vitales fueron los dos goles de Lúcio al Real Madrid y vitales pueden ser los dos goles del héroe de los bávaros anoche en San Siro.
Ni Makaay, ni Pizarro, ni Podolski, ni Schweinsteiger ni Salihamidzic. El central belga Daniel Van Buyten tuvo que ejercer la labor de goleador por partida doble para lograr un resultado que pone el Bayern con un pie y medio en las semifinales de la liga de campeones.
Van Buyten empataba el encuentro en el minuto 78', cuando el Milan se las prometía felices con el inicial gol de Pirlo. Salihamidzic colgaba desde la derecha y Pizarro asistía de cabeza al belga que ejerció puntualmente de ariete libre de marca cogiendo por sorpresa a la defensa milanista. Semivolea picada de primeras y empate en el marcador.
Un colosal error del colegiado ruso Yuri Baskakov que pitaba penalty en una acción de Lúcio sobre Kaká dentro del área ponía al Milan, de nuevo, por delante en el marcador a solo 7 minutos del final. Y cuando todo parecía acabado, cuando los más escépticos argumentaban la inmortalidad del Milan, equipo que nunca acaba de hundirse pese a las penurias que pueda atravesar y del que nunca jamás uno puede fiarse ni tener compasión como buen italiano que es, Van Buyten rompía con el fantasma de un nuevo triunfo rossonero igualando el electrónico con una nueva aparición en el área milanista en el minuto 92 de juego. Escorado a la izquierda de la portería de Dida, el central controlaba un balón suelto, acomodándolo con el hombro derecho y fusilándo al meta brasileño ante la incredulidad de los más de 70.000 aficionados milanistas quienes, perplejos, no podían creer el probar su propia medicina sufriendo en sus carnes un gol en el último suspiro de la misma manera que consiguieran en los cuartos de final de la pasada liga de campeones ante el Olympique de Lyon, obteniendo pasaporte para semifinales gracias al olfato goleador de Inzaghi.

El doblete de anoche estrenaba el casillero goleador de Van Buyten en liga de campeones (no en Bundesliga, donde también acumula 2 tantos). Pero estos goles del central belga no son un "oasis" en su historial futbolístico. Daniel está más que acostumbrado a marcar cada temporada.

Nacido en Chimay (Bélgica) hace 29 años, este hijo de padre belga luchador de lucha libre y madre alemana se formó en el JS Froidchapelle debutando como profesional en el Olympic Charleroi. Tras un fugaz paso por los modestos Auvelais y Somzée FC, Van Buyten acabó firmando por un primera división como el RSC Charleroi donde estuvo 2 temporadas.
El Standard Lieja fué su siguiente y última parada en Bélgica jugando 2 campañas y empezando a mostrar sus credenciales goleadoras (57 partidos y 7 goles).
El Olympique de Marsella le fichó en junio de 2001 por 10 millones de euros. En 2 temporadas y media con el club francés, Van Buyten jugó un total de 76 partidos marcando 12 goles (8 en la temporada 2002/03).
En enero de 2004 el Olympique realizó un intercambio en forma de cesión con el Manchester City. David Sommeil aterrizaba en Marsella mientras que Van Buyten se estrenaba en la Premiership, donde no tuvo casi oportunidades jugando tan solo 5 partidos. En junio de ese mismo año era traspasado al Hamburgo por 3'8 millones de euros.
En el club del norte de Alemania jugó 2 temporadas a razón de 61 partidos consiguiendo 7 goles (5 en la temporada 2004/05). Van Buyten fué uno de los factores clave de la buena marcha del Hamburgo en la Bundesliga 05/06 en la que el equipo entrenado por aquel entonces por Thomas Doll alcanzaría la tercera plaza obteniendo billete para la presente edición de la Champions League.
En julio del pasado año era traspasado al Bayern por 10'5 millones de euros y con los bávaros suma 40 partidos y 4 goles.
Indiscutible con su selección (mundialista en 2002), Van Buyten es un fijo en el eje de la defensa del Bayern. Este colosal central de 1'96 m. y 96 kg. aporta poderío físico y liderazgo a la defensa. Consumado especialista en el juego aereo se suma con muchísima facilidad al ataque (como puede constatarse dados sus elevados registros goleadores). No tiene un mal desplazamiento del balón y puede sacar jugado con suficiencia el esférico del área iniciando el ataque del Bayern. Pese a su embergadura es un jugador bastante rápido aunque sufre cuando un jugador muy técnico y eléctrico le encara al uno contra uno, quizás su peor faceta juntamente con algunos errores de colocación y de marcaje.

Etiquetas: ,

6 Comments:

Anonymous Luisi said...

Para mí estuvo mejor Lucio que Van Buyten, aunque claro, siempre se recordará al de los goles.

Me explico... Van Buyten simplemente estuvo (casualidades de la vida) en el sitio oportuno y en el momento oportuno para disparar a puerta.
Con el 4-3-2-1 que planteó Ancelotti el Munich sólo podía hacer daño con centros desde la banda (y así fueron los dos goles)... y no es porque fuera así el partido, sino porque lo dice la teoría que luego se vió muy bien reflejada en el campo. Con ese esquema tienes muy bien defendidas y cubiertas las zonas cercanas a tú área y de cara a puerta no se pueden acercar los contrarios, tienen que disparar desde muy lejos los alemanes (y de nuevo, así fue).

En cambio, en defensa, Lucio estuvo impecable y el belga algo inseguro. Véase cuando remató Gilardino de cabeza en el área chica.

Por cierto... a muchos le pareció un partido aburridisimo... pero a mi me encantó. El Milan tacticamente me pareció "casi" perfecto... pero les falló el estado de forma.
Maldini y cía ya no están para muchos minutos intensos.

Por cierto, "Salihamidzic colgaba desde la derecha, no desde la izquierda".

Saludos!

4:24 p. m.  
Blogger César "footgol" said...

Tienes razón Luisi. Lúcio apareció más que Van Buyten, aunque claro, los goles mandan. Además, pese a que no fué penalty, esa jugada con Kaká fué muy arriesgada. Ya hizo una préviamente en la que tocó balón por poquísimo y el árbitro no pitó penalty. Aunque quizás se dió cuenta que quizás debería haberlo pitado y compensó el error con el del minuto 83. Con 1-1 en el marcador no puedes jugártela así. Por cada 1 que te sale bien, 5 o 6 te pitarán penalty porque son jugadas muy y muy justitas, rápidas e imposibles de ver a cierta distancia, con lo cual los árbitros optan por pitar penalty y dejarse de problemas. Jugó al límite y estuvo a punto de arruinar la eliminatoria. Suerte que Van Buyten metió el 2-2 y arregló el entuerto.
A mi el partido me encantó. Partido de idas y venidas, con cierto dominio del Milan en el primer tiempo y mitad del segundo y dominio alemán en la recta final, con un Milan muy cansado. Paradón de Rensing al cabezazo a bocajarro creo que de Gilardino (de nuevo muy fallón).El Milan tuvo 3 o 4 claras y el Bayern un par, especialmente desde fuera del area. Quizás el 2-1 hubiera sido más justo porque el Milan quizás hizo más que el Bayern.

Cierto, colgó desde la derecha. Pequeño lapsus. Cambiado está, gracias.

Un saludo.

5:50 p. m.  
Anonymous R1Molano said...

Ami ninguno de los dos me parecen centrales de maximo nivel, sino buenos centrales no mas, aunque los dos tienen mucho peligro en el juego aereo y eso es un plus para los equipos alemanes.
Por cierto Cesar septima seguida de la Lazio y como esta Peruzzi con sus treinta y muchos.
Es mucho pedir pero dedicales algo :D

7:33 p. m.  
Blogger Jorge Luis Mora Rocha said...

Van Buyten, que raro, malo por arriba, y con semejante altura. Pero bien, le metió huevo al partido, consiso, y claro en lo que tenia que hacer

1:03 a. m.  
Blogger César "footgol" said...

@r1molano
Ok, me apunto lo de la Lazio y Peruzzi. Tienes razón, están en un estado de forma sensacional. Merecen un artículo.

Saludos!

11:23 a. m.  
Anonymous R1Molano said...

Gracias Cesar me encantara leerlo

1:23 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home